Caquiaviri en emergencia

Pobladores de la localidad de Caquiaviri de la provincia Pacajes del departamento de La Paz se declararon ayer en emergencia por los problemas limítrofes que acarrean con Corocoro, aspecto que podría generar enfrentamientos entre ambas poblaciones, según advirtió Tomas Yauri, representante del sector.

“La carta cartográfica que nos exigen la tenemos, además de varios documentos históricos que establecen los límites de nuestra población donde incluso hemos tenido problemas de que pertenecíamos a Corocoro, cuando somos de Caquiaviri. Incluso en nuestro caso se han dado algunas problemáticas sobre cuando teníamos que cancelar los impuestos en nuestra población, ahora resulta que posteriormente los de Corocoro se presentaban indicando que nosotros pertenecemos a esa región y debemos cancelar los importes antes de ser afectados con un desalojo, es por eso que exigimos que se tome en cuenta que la problemática de límites, no afecta a las autoridades y no a la población” explicó.

PROCESO

En la vía conciliatoria las urbanizaciones afectadas por el tema de límites buscaba arreglar su situación con el Viceministerio de Autonomía, incluso la resolución a salido en favor de Caquiaviri hasta que se cumpla, pero a la fecha quienes se habrían opuesto de acuerdo a Yauri son las autoridades de Corocoro.

“El memorial 114 incluso ha sido ocultado y al final nos dicen que la resolución sale con la desestimación, es por eso que buscamos el revocatorio y tampoco quieren efectuar un acercamiento con las autoridades originarias. Por lo tanto no es posible que a nosotros no nos quieran respetar intentando ahora invadir los territorios limítrofes sin analizar que dicha situación pone en riesgo a la Población”, sostuvo Yauri.

SEIS AYLLUS

Alrededor de seis ayllus estarían siendo perjudicados por la determinación de toma anunciada por el alcalde de Corocoro, Genaro Tambo, aspecto que pone en estado de emergencia a más de 588 habitantes quienes advierten en responder a cualquier intento de intervención con una movilización exigiendo garantías ante el riesgo de ser afectados por las determinaciones del municipio contrario.

“Estamos en vigilia, pero que nos provoquen, el Gobierno es quien será responsable de no dar las garantías suficientes del buen vivir, cuando se están cometiendo algunas acciones violentas las mismas que no son sancionadas por parte de las autoridades responsables de dicha problemática”, concluyó el poblador.



EL DIARIO, 28 octubre 2011

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada